Otra historia en «Había una vez…en Hollywood»

Escribe Matías Ant

Hace unos meses falleció Doris Day. Doris Day tuvo un hijo, Terry, con Al Jorden, su primer marido. Después, Terry fue adoptado por Martin Melcher, el tercer esposo de la cantante.

A principios de los ’60, Terry Melcher, junto a Bruce Johnston (un futuro beach boy), formó Bruce y Terry y The Rip Chords, con los que pegó un par de hits como «Summer Means Fun» (con el dúo) y el top 10 «Hey, Little Cobra» (con el grupo). También, en sus comienzos, fue encargado de escribir canciones para Bobby Darin y Randy Newman. En esos años conoció a The Beach Boys y para mediados de la década del 60 ya era, con sus 22 años, el miembro más joven del staff de Columbia Records.

Allí, trabajó con The Byrds, que recién arrancaban, produciendo sus primeros discos y sus primeros clásicos: «Mr. Tambourine Man» y «Turn! Turn! Turn!». Gracias al éxito obtenido con la banda de Roger Mcguinn, Melcher tuvo la posibilidad de trabajar con gente como Paul Revere & the Raiders, Jimmy Boyd, Pat Boone, Glen Campbell y Mamas & the Papas.

En el ´66 participó haciendo voces en el Pet Sounds de los Beach Boys. Además, en febrero de ese año, fue el encargado de presentar a Brian Wilson con Van Dyke Parks, quienes empezarían a preparar Smile.

Fue en 1968 cuando Dennis Wilson le presentó a Melcher un amigo, ex convicto, llamado Charles Manson. Manson, junto a su «familia», hacía meses que vivía en la casa del más joven de los Wilson luego de que Dennis levantara a dos de sus «hijas» preferidas haciendo dedo. Durante esas semanas compartidas, el Beach Boy había presentado algún interés en las canciones de Manson (hasta grabó dos con The Beach Boys) y se le ocurrió que a su amigo también le podían llegar a gustar. Durante un tiempo, Melcher estuvo interesado en grabar a Manson y hasta en hacer un documental.

A todo esto, Terry Melcher y su pareja, Candice Bergen, vivían en el 10050 de Cielo Drive. Allí fue donde Manson y Terry se conocieron.

Finalmente, Manson audicionó pero a Melcher no le interesó ni un poco, por lo que decidió no firmar con él; y luego de verlo agarrarse a trompadas con un doble de riesgo en el Rancho Spahn, tanto Wilson como Melcher, decidieron cortar toda relación con Manson.

Luego de unos meses, Melcher y Candice Bergen se mudaron y esa misma casa fue alquilada por Roman Polanski y Sharon Tate. Según cuentan, las semanas siguientes, Manson visitó esa casa varias veces, buscando a Melcher pese a que cada vez le decían que ya no vivía allí. Esta escena aparece en la película de Tarantino, donde vemos a un Manson bastante patético.

Se especuló con que Melcher era el objetivo de la «familia» Manson, por el enojo de Charles tras el rechazo. Una de las asesinas, por otro lado, dijo que sabían que Melcher no vivía más allí y que la idea era asustarlo por no cumplir con su palabra.

En ese momento, Melcher estaba en una grabación con Jimmy Boyd. Al enterarse de los asesinatos, inmediatamente abandonó la sesión y se recluyó. Para el juicio, muy asustado aún, contrató los servicios de un guardaespaldas.

En los siguientes años volvería a producir a los Byrds (Ballad of Easy Rider, (Untitled) y Byrdmaniax), los programas de su madre y ya en los ´80 a “Kokomo” de los Beach Boys. En el medio, a mediados de los ´70, sacó sus únicos dos discos: Terry Melcher (1974) y Royal Flush (1976). Es especialmente lindo el homónimo de 1974, grabado con la ayuda de Dennis Wilson, Gregg Jackobson y Doris Day. Allí Melcher intercala algunas canciones propias con otro tanto de hermosas versiones de Dylan, Byrds, y más.

Por eso, para terminar, aquí van tres de esas versiones. Primero, Terry y su madre haciendo “These Days”, canción escrita por Jackson Browne pero que hizo suya Nico y que volvió a poner de moda The Royal Tenenbaums de Wes Anderson. Luego, Terry agarra la hermosa “Just a Season”, joya oculta de (Untitled), obra maestra subvalorada de The Byrds y uno de los secretos mejor guardados de los ’60 y ’70. Por último, Melcher se mete con un clásico del viejo Bob, “4th Time Around”.

Terry Melcher & Doris Day, «These Days»

Terry Melcher, «Just A Season»

Terry Melcher, «4th Time Around»